Semillas de Conciencia para Un Mundo Mejor

¿POR QUÉ EL 21 DE DICIEMBRE?

¿POR QUÉ EL 21 DE DICIEMBRE?

Nos dice la Sabiduría Eterna, que en la vida de los grandes iniciados y profetas, nada ocurre al azar. No es casual que Jesús naciera en la medianoche del 21 al 22 de Diciembre en el Solsticio de Capricornio.  Este día es observado desde mucho antes de Su llegada como un momento de posible conexión con la Voluntad de Bien, o lo que es sinónimo, la Voluntad de Dios. Cuando la Voluntad de Dios y la pequeña voluntad del hombre se alinean, no hay nada que no pueda lograrse. Él nació en ese día para desplegar el pleno potencial de lo que Capricornio significa. Lo demostró y nos llamó a seguir sus pasos. Pese a que nos sentimos en ocasiones lejanos a su invitación de convertirnos en la sal de la tierra, lo somos. En esencia lo somos y la esencia puede ser manifestada.

El minuto Global de Silencio ha sido convocado en esa fecha porque la oportunidad energética del día es excelente, sin embargo cuando nuestra mente ha sido instruída por la iglesia cristiana asociamos la Noche Buena no al 21, sino al 24 de Diciembre. Podemos unirnos al minuto global de Silencio sea cual sea nuestra idea al respecto.

Alinear nuestras mentes y corazones con la idea de que a través de nosotros puede manifestarse lo Bueno, lo Bello y lo Verdadero ayuda al arraigo de la voluntad espiritual sobre la tierra, lo que es sinónimo de traer la paz y la abundancia de vida para todos los seres.

En este día de forma especial pero en todo el período de Capricornio las energías benéficas pueden ser absorbidas y redirigidas por los grupos de meditadores. Al reunirnos en grupo fusionamos nuestros cuerpos energéticos individuales con los de los otros miembros creando un cáliz que puede asimilar una cantidad mucho mayor de energía. La constitución individual diferente de cada uno enriquece al todo, posibilitando que diferentes octavas y tonos de la energía sean accesibles a los demás y a la red.

La red proporciona un punto de entrada, asimilación y distribución a las energías espirituales descendentes. Esto da una oportunidad real de sanación a los asuntos globales y nacionales.

Os invitamos a seguir preparándonos a través de una serie de reflexiones sobre el Silencio, la Paz y la Buena Voluntad para  el MINUTO GLOBAL DE SILENCIO POR LA PAZ que tendrá lugar el 21 de Diciembre a las 21 hs GMT.

(Los horarios de cada país son visibles en la imagen – GMT es el horario de Greenwich).

Isabella Di Carlo

 

 

Navidad es Encuentro

Navidad es Encuentro

 

Navidad es encuentro, reunión… Como la vida.
Navidad somos tú y yo, nosotros, todos, cuando vivimos con presencia.

Vivir con presencia… ese ir permitiendo a la consciencia, abrir nuevas puertas y mostrar mejores caminos.  Esa magia de la luz que otorga significados nuevos a lo que creíamos conocido.

Vivir con sentido… ese darse tiempo de salir de los automatismos, formularse preguntas y aguardar respuestas que desanudan destinos.

Podríamos preguntarnos ¿Cuando soy Navidad?
¿Cuando soy encuentro? ¿Cuando soy regalo?

Navidad es encuentro, entre la humildad del pesebre y la grandeza del Hijo de Dios, quizás porque la grandeza es siempre humilde. Cuando somos humildes caen las barreras, los puentes bajan, las orillas… dejan de ser opuestas.

Navidad es  encuentro, entre los pastores y el Salvador, posiblemente porque al Salvador le ve, quien se mantiene cerca de la naturaleza, quien la ama y cuida la vida, quien aprecia lo sencillo. Cerca de la naturaleza, conectados a la esencia, miramos sin velos…  Caminamos sin cadenas.

Cuando elegimos ser encuentro, perdonamos, abrazamos, caminamos más de medio camino hasta la puerta de nuestro amigo. Cuando somos encuentro, le decimos al reloj que nos guarde tiempo para mirar a los ojos a los seres queridos y él, nos lo concede a manos llenas.

Cuando amamos lo sencillo, la alegría nos encuentra comprando el pan, paseando al perro, subiendo el volumen a una canción buena, mientras pisamos el acelerador en la carretera… Y somos Navidad.

Navidad quizás sea llevarle a Él dentro,
para que Su luz encienda de encuentro,
todos los momentos.

Isabella Di Carlo

 

 

LA PAZ UNA TAREA DIARIA

LA PAZ UNA TAREA DIARIA

Nuestra identidad verdadera es el alma, cuando la personalidad (vehículo destinado a permitir la expresión del alma) se re-orienta, se alinea y permanece conectada con su fuente de amor y buena voluntad florecemos. Las personas que realizan grandes aportes a la humanidad, son testimonio de esa alineación.

Los que sentimos un llamado a mejorar las condiciones de vida aportando belleza, sabiduría, soluciones prácticas, apoyo y guía estamos respondiendo a la llamada del alma. El alma piensa en términos del bien mayor, así como la personalidad piensa en términos de su propia conveniencia.

Todo paso en la disolución del egoísmo es un gran servicio, ya que es él quien constituye el impedimento a la solución de los problemas mundiales.  Quizás reflexionar en ello sea oportuno ahora que nos preparamos para el MINUTO GLOBAL DE SILENCIO.

Antes de citar al Maestro podemos reconocer abiertamente que:

  • Si bien la oportunidad que ofrece la convocatoria del Minuto Global de Silencio es maravillosa, el trabajo no puede estar orientado al 21 de Diciembre de forma puntual. La tarea sólo adquiere su verdadero sentido observando todas las ocasiones anuales de unión global en red ( lunas nuevas, lunas llenas, equinoccios, solsticios).
  • El trabajo de meditación incluye las cuatro dimensiones: la meditación personal diaria, la unión en red en los momentos señalados, el estudio de las escrituras sagradas y el trabajo de todos los días con nuestra personalidad.

En esta imagen vemos la distribución en el mundo de los grupos que realizan este trabajo de Meditación en Red durante todo el año, de una de las cinco organizaciones que convocan esos encuentros.  En este caso el mapa es de La Escuela Arcana, esperamos poder ofrecer otros.

El concepto de Nuevo Grupo de Servidores del Mundo (NGSM) empleado por la Escuela Arcana a partir de las enseñanzas de Alice Bailey y el Maestro Tibetano no refiere a una asociación, ni una institución o fundación; no tiene un idioma, ni un lugar, es la unión subjetiva de todas las personas de todas las profesiones, credos, edades y nacionalidades que buscan expresar el Espíritu del Amor.

La iniciativa viene del grupo de Buena Voluntad de Australia y toma el concepto de Minuto de Silencio respetando su origen.

Continuamos con una serie de reflexiones sobre el Silencio, la Paz y la Buena Voluntad en preparación al MINUTO GLOBAL DE SILENCIO POR LA PAZ que tendrá lugar el 21 de Diciembre a las 21.00 hs GMT.

Contribuir a aliviar el sufrimiento del mundo está a nuestro alcance, todos somos necesarios.

 PENSAMIENTO DEL DIA

“Las personas ansían paz. Pero las personas son egoístas. La búsqueda egoísta de paz es ciertamente una farsa. Para encontrar paz, la gente se retira a ver las playas, los bosques y los picos de las montañas. De acuerdo con el bolsillo, la mente nos engaña con muchos retiros costosos. La paz llega si esos bolsillos son utilizados para beneficiar al hambriento, al enfermo y al necesitado. De lo que menos se dan cuenta las personas es que la paz es el resultado de sus actos de buena voluntad. Cuando los semejantes se sienten agradecidos en sus corazones por la ayuda que se les ha dado, regresa a la persona en la forma de una paz sin causa.

Los hombres con inercia e hiperactividad tendrán que equilibrar sus ritmos diarios para asegurarse de que la energía fluya como el arroyo de montaña. La paz es el resultado de los actos de buena voluntad que se han realizado, de las donaciones dadas y de las contemplaciones hechas. La paz tiene que generarse desde adentro, no se puede obtener desde afuera. Un verdadero guerrero está en paz incluso mientras está en guerra.”

Maitreya – Vaisak Leo 2019 – Maestro Parvathi Kumar

ISABELLA DI CARLO
EL APRENDIZ DEL ALMA

EL APRENDIZ DEL ALMA

A cada cual le pertenece el tiempo, a todo ser lo define el espacio.

El ritmo, hecho de fragmentos de consciencia en el tiempo, construye el diseño y el modelo del tiempo confinado en un espacio, igual que la luz según un molde se confina en la materia.

Según este confinamiento del espacio y de la luz se determina la naturaleza y el comportamiento del Eterno Presente en el Todo Uno que se vuelve Todo Parte y tiempo finito, pasado, futuro; secuencia, ritmo, pulsación de lo infinito. ALMA, el guionista

Cuando respiras conquistas el espacio, alguno, y mientras piensas, sientes, haces, te identificas con la luz en la materia, la conquistas o te haces prisionero de ella.

En el espacio el ritmo se define como onda, y se disuelve la materia, se prolonga el tiempo; en la materia, el ritmo se manifiesta como forma, como partícula, se congela el tiempo.

La mente, central de registro y procesamiento de la interacción de la experiencia particular, es como una cámara de fotografía o de video, que capta secuencias y a partir de ello anticipa el futuro, un tiempo sesgado según lo capturado -pasado y memoria-

El corazón, central del sentido y de los vínculos que sostienen la relación DEL ALMA -como el sí mismo- con todo otro, es como el fotógrafo o el camarógrafo, que capta la onda de ser que todo emite y focaliza lo que será objeto de análisis de la mente.

Para conquistar -en el sentido de comprender- el tiempo, el espacio, la luz, la materia y lo más importante, saber qué hacer, cómo ser respecto de todo ello, la clave la tiene el guionista; no el guion, ni la película.

Esta es solo una forma sofisticada de invitarte a comprender el potencial creador, transmutador, revelador, que tienes para cambiar la película

Toma una cita con el guionista ALMA, alquimista del ritmo, del tiempo de la luz, del amor, en el sagrado recinto del corazón.

EN LA CONQUISTA DEL PODER DEL CORAZÓN
que-no-es-otro-que-el-poder-del-amor
empiezan y terminan todas las conquistas

Esto es lo que inspira este ciclo de trabajo con El Aprendiz del Alma

EL APRENDIZ DEL ALMA

BAJO LA DIRECCIÓN DE LUZ ÁNGELA CARVAJAL POSADA

La experiencia de ser humano parte de la conquista y de la comprensión del propio instrumento, también llamado personalidad, con un pensar, sentir, actuar, mente, emoción, cuerpo; en conjunto son una unidad, un medio, determinado por el contacto, respuesta y sensibilidad al impulso e influencia del alma, no solo por la genética, por la cultura o las circunstancias.

Esta experiencia de ser humano se manifiesta según la forma de elegir, o no elegir, vivir el camino de la vida, con sus crisis y desafíos.

Se consuma cuando la existencia se hace sustrato y camino para otros.

NUESTRA APUESTA

En el 2020 todos nuestros esfuerzos y recursos están dirigidos a preparar el terreno para que el cultivo de la semilla del Alma empiece a ser considerado dentro de los asuntos importantes para la vida de los individuos, de las comunidades y del planeta.

Trabajaremos para que la de El Aprendiz del Alma sea considerada materia esencial de la formación de los seres y grupos humanos, para la plenitud, el gozo, la sostenibilidad y la salud; para que la economía/ecología no se conforme con pequeñas ganancias que tienen al final un alto costo, el de la vida misma; para que en el ejercicio del poder de influencia de la política, la educación, la ciencia, la tecnología, la filosofía y la economía, la consideración mayor sea la de la vida digna de ser vivida.

Si no gana la vida todos perdemos; si no gana la conciencia, pierde la vida.

LUZ ÁNGELA CARVAJAL POSADA

Para saber más: pincha aquí o visita la página  www.tierranativa.co

PAZ Y RESILIENCIA

PAZ Y RESILIENCIA

Todos anhelamos la Paz, sabemos con mayor o menor claridad que sin ella la alegría no es posible y la felicidad no es duradera. La alegría refiere a un estado de levedad y expansión independiente de las condiciones externas, denota conexión con el alma. La felicidad es la satisfacción de deseos y anhelos, refiere a los períodos en que las condiciones externas son favorables. 
Cuando tenemos paz la levedad perdura aunque las condiciones generen cansancio, decepción o tristeza. Cuando tenemos paz somos nuestra propia compañía, ya que en nuestro diálogo con nosotros mismos hay amor, paciencia y tolerancia.
¿Como cultivar la paz? Cultivando la Resiliencia esa soberana condición interna que nos permite dejar de vivir el conflicto como conflicto y pasar a vivirlo como oportunidad.   La aceptación, ingrediente esencial de la resiliencia, permite que la energía no quede secuestrada y podamos ascender.  Ascender es crecer. Crecer es liberarse. Liberarse y liberar a otros, es la invitación detrás de todo cuanto sucede. 
Os invitamos a una serie de reflexiones sobre el Silencio, la Paz y la Buena Voluntad en preparación al MINUTO GLOBAL DE SILENCIO POR LA PAZ que tendrá lugar el 21 de Diciembre a las 21 hs GMT. 
Contribuir a aliviar el sufrimiento del mundo está a nuestro alcance.  Unidos podemos lograr mucho más de lo que nuestro intelecto imagina… Dejemos que nuestro corazón – lugar de verdadera fortaleza – nos lo diga, mientras nos preparamos para el encuentro del 21/12.

PENSAMIENTO DEL DIA 

“Los pueblos antiguos …en momentos de peligro se volvían inmediatamente a los Cielos y en silencio y sin pensamientos abrían sus corazones de manera receptiva a las Fuerzas Superiores. Ellos entendían que las palabras terrenales son inútiles en tales circunstancias y estas no podían expresar sus necesidades por lo que ellos permitían a la Fuerza Superior fluir sin impedimento en sus conciencias. Ellos tenían la certeza que en tiempos de necesidad llegaría la ayuda benevolente. Ellos sabían que el espacio está totalmente habitado y que los Seres Bondadosos siempre están listos a ayudar.”

Surarmundano, 384 – Enseñanzas de Agni Yoga. 

ISABELLA DI CARLO

Crear un mundo mejor: El ámbito educativo, hacia una educación con alma.

Crear un mundo mejor: El ámbito educativo, hacia una educación con alma.

         Mi profundo amor a los niños ha definido mi camino de dedicación a servir.

                                                           Ángeles Lorente Sáinz

Mis primeros pasos en el camino de la educación.

Mi vocación, maestra. Al finalizar la escuela secundaria sentí que mi llamado era ser pedagoga de primaria.

La vida me invitaba a recorrer el camino que concuerda con mis gustos, mis intereses y mis aptitudes.

Dedicarme a la educación, era ponerme en contacto con un espacio de mí misma que desconocía. Pronto empecé a investigar, a ir hacia él y a encontrar territorios que nunca había vivido y que hablaban de mí.

El reto era apasionante, quise conquistar mi capacidad de reconocerme plena, de saber que no necesitaba absolutamente nada más que lo que tengo en este momento y ante mis ojos .

Los niños se mostraron como el mejor presente. Ellos viven en el aquí y en el ahora, ellos me enseñaron que mi función en la clase era darle la bienvenida a ese instante tal como es.

Así fui descubriendo la belleza y la esencia del ser humano.

Mi camino, ser; mi meta, el amor incondicional.

Nace el proyecto Familia-raíz-arte

Después de veinte años de experiencia en las aulas de un colegio de Madrid (España) nace de mi ser el proyecto Familia-raíz-arte.

En él coexisten tres raíces:

Una raíz  : ESPACIO TERAPÉUTICO HOLÍSTICO (individual y grupal).

La dirección o propósito es estar al servicio de los demás para aliviar, contener y reparar heridas y conflictos.

El método se adapta a la edad del consultante. Trabajo con el cuerpo, la palabra, la emoción y el pensamiento a través del arte.

Otra raíz es la ESCUELA DE TÍTERES «EL QUINTO SOL»

Para docentes, madres, padres y trabajadores sociales. 

Un espacio para vivir los valores humanos y llevarlos a la práctica a través de personajes que encarnan los arquetipos : -el mago, la reina, la bruja, el caballero, el héroe…etc.

La tercera raíz “LOS CUENTOS SEMILLA”

“Cuando el misterio es demasiado impresionante no es posible desobedecer”

                                                        El principito

Para qué nacen “LOS CUENTOS SEMILLA”

Es urgente que amemos educar. Es urgente que nuestro amor hacia la educación nazca de los ojos y también de nuestros corazones.

Unos ojos que sean centinelas del corazón en busca de la verdad, la bondad y la belleza, es decir que sean selectivos.

Se trata de que las madres, padres y docentes sean discriminatorios, elitistas, de una elección personal: la auto-observación.

Una vez encontrada, reparada y reconocida la imagen ordenada de uno mismo, los ojos la recomiendan al corazón, pero no a cualquier corazón, sino a un corazón noble, un corazón dulce, aquel capaz de amar al humano que habita en cada uno de nosotros.

Cuando estos tres elementos _los dos ojos y el corazón- están de acuerdo, nace el amor incondicional hacia uno mismo. Querernos para querer.

El que el amor nazca de los ojos y el corazón; es una experiencia individual.

Los cuentos semilla nacen de una intención amorosa en la que a través de su lectura y visualización de imágenes simbólicas, rescatan el mundo sutil amplificándolo. Son cuentos del “Alma” para el “Alma”. Llamas de luz que jamás podrán ser extinguidas.

Los cuentos “Semilla” son un puente entre el adulto lógico y el niño mágico-simbólico que habita en él.

Nacen para trasmitir que amar es comprender la singularidad de cada uno y sus circunstancias.

Nacen para comunicar que amar es cuidar.

Cuidar es dar, expresar nuestro amor con acciones y ponerlo en movimiento.

Nacen para reflejar como un espejo, que amar es inspirar e inspirar es dar nuevos significados a la vida, animar al niñ@ a aprender y formarse hacia su integridad. Educar en el ser en contraposición de educar para el tener.

Los “Cuentos semilla” nutren dos aspectos importantes en la educación de los niñ@s: Ayudar y colaborar en esa actividad formativa (cultivar los valores humanos) y propiciar el desarrollo de la fantasía creadora.

Esta fantasía inducirá al niño a la acción a nuevos juegos que él mismo creará ya no solo movido por el apetito exterior. Esta fantasía creadora hará despertar en el niño la imaginación pictórica, los cuentos serán para él imágenes vivas.

Un mundo interno propio ha surgido.

“Amarte a ti mismo es el inicio de una historia de amor que dura toda la vida”

                                  George Bernard Shaw

Qué son “Los cuentos Semilla”

Estos cuentos surgen de una experiencia personal, en donde en un viaje a Etiopía conozco a un niño de diez años que cuenta su historia en un dispensario de una misión religiosa .

A mi regreso comienzo a escribir y pintar esa historia de una forma automática.

Será el cuento, “Baruna, el guerrero Oromo” el que me lleve hacia el compromiso de escribir otro relato. En esta ocasión el protagonista es un joven guepardo llamado Rayo.

Comienzo con el elemento Tierra en donde los personajes son los cimientos de la conciencia humana.

Rayo el guepardo y sus amigos son la verdadera esperanza de sanar nuestra Tierra interior para vivir, en profundidad y plenitud, la Paz.

Este es el comienzo de una saga de relatos en los que la joven cría nos mostrara como ver la vida para que los niñ@s aprendan a sentir una forma de vivir feliz y positiva.

Es una invitación para que nuestros niñ@s sientan que la felicidad es, fundamentalmente, la esencia de la existencia.

 

Ángeles Lorente Sáinz

FAMILIA-RAÍZ-ARTE                                  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

MINUTO GLOBAL DE SILENCIO POR LA PAZ

MINUTO GLOBAL DE SILENCIO POR LA PAZ

MINUTO DE SILENCIO GLOBAL Y SEMANA DEL FESTIVAL MUNDIAL DE SERVIDORES

En tiempos como los actuales en que los problemas a los que se enfrenta la comunidad global son un desafío, muchos de nosotros nos preguntamos ¿qué más podemos hacer para ayudar al planeta a dar un cambio en dirección de la paz y el bienestar? Somos conscientes de las grandes diferencias, del sufrimiento de millones por falta de medios básicos, de los conflictos armados, pero muchas veces nos sentimos incapaces de aportar algo significativo. Ser sembrador de paz es hacer el aporte más significativo.

Desde siempre la oración y la meditación se han considerado la vía regia. La meditación tiene dos efectos : transformación y unión. Transformarnos es realizar el viaje desde las identidades superficiales a la identidad verdadera, el alma. La meditación nos serena y nos pone en contacto con la parte de nuestra consciencia que ve más, comprende mejor y con esa luz a disposición actuamos en la actividad diaria de forma más constructiva.

Transformarnos es pasar de las fijaciones en los roles, a la amplitud de saber que somos consciencia experimentando para crecer, para alumbrar a otros, para dejarnos completar por ellos.

Transformarnos es dejar de entrar en conflicto con los demás y con la vida, es comprender sus leyes, sus dones y ver más allá del aparente caos, el orden y la bondad esenciales.

Cuanto más nos transformamos en esa dirección, mayor es nuestra siembra de paz; al disminuir el separatismo aumenta la unión con la vida, con los demás y con las dimensiones invisibles de la Naturaleza.

La oración invoca una fuerza superior, una inteligencia y un amor superiores, con independencia del nombre que se le dé. En la oración se tiende un puente y la invocación trae siempre respuesta.

Este fin de año tenemos una gran oportunidad de colaborar en traer la paz a las relaciones entre las personas, los grupos y los países uniéndonos a una convocatoria global. Del 21al 28 de diciembre de 2019 en la semana del FESTIVAL MUNDIAL DE SERVIDORES habrá un minuto de silencio que está recibiendo una aceptación masiva y al que podemos sumarnos. El grupo de servidores del mundo no es una asociación, ni una institución o fundación, no tiene un idioma, ni un lugar, es la unión subjetiva de todas las personas de todas las profesiones, credos, edades y nacionalidades que buscan expresar el Espíritu del Amor.

La iniciativa viene del grupo de Buena voluntad de Australia y toma el concepto de minuto de silencio respetando su origen.

La Historia del Minuto de Silencio

El Minuto de Silencio nació de una conversación entre dos soldados en vísperas de una batalla en las montañas alrededor de Jerusalén en la Primera Guerra Mundial. Uno sabía que no sobreviviría a la batalla del día siguiente y profetizó la llegada de un conflicto aún mayor que se libraría en cada continente, océano y aire. Instó a su compañero a proporcionar una oportunidad para él, y a millones como él, para ayudar desde el «otro lado». Dijo: «Danos un momento … cada día y a través de tu Silencio danos una oportunidad. El poder del Silencio es más grande de lo que tú piensas.”

El Minuto de Silencio fue instituido por su compañero, el comandante Tudor Pole O.B.E, durante el London Blitz en 1940 como un momento para entrar en el silencio, y para proporcionar un portal para la cooperación con un «ejército invisible pero poderoso» en los reinos sutiles.

¿COMO PREPARARNOS?

1- Creando grupos, no importa si son pequeños.

2 – Reservando el día 21 en nuestras agendas, muy especialmente el minuto mundial de silencio, que inaugura la semana del Festival Mundial de Servidores.

3 – Leyendo una reflexión sobre el silencio cada día.

EL MINUTO DE SILENCIO DEL 21 DE DICIEMBRE DE 2019

El 21 de diciembre es el primer día del FESTIVAL MUNDIAL DE SERVIDORES organizado por la Escuela Arcana cada siete años, y que consiste en Meditaciones y Conferencias destinados a elevar el espíritu de la humanidad y hallar soluciones cooperativas.

El minuto de silencio es la las 21 de Greenwich, precedido del tañer de campanas. En palabras de los organizadores:

“ Crearemos un Minuto de Silencio que nos unifique en pensamiento, oración y meditación para superar las crisis globales de hoy. Nuestro propósito es enfocarnos más allá de las crisis y visualizar las semillas emergentes del futuro, que revelarán la síntesis subyacente de la Vida Una, compartida por todos los reinos”.

EL PODER DE LA RED

El vórtice atractor para las energías superiores de millones de meditadores unidos generando una red planetaria, tiene un efecto benéfico incalculable. El momento elegido es el solsticio ya que potencia el efecto.

Isabella Di Carlo

VER TABLA ADJUNTA CON HORARIOS PARA CADA PAÍS O SIGUE EL ENLACE AQUÍ

El lujo Supremo

El lujo Supremo

El lujo cambió. Existe un nuevo concepto moderno de qué es el lujo supremo.
Los sintonizados están redefiniendo, no sólo la palabra, sino las actitudes en relación a ella.
El cambio de comportamiento en este nuevo milenio muestra nueva conciencia en el mundo.
Y toda gran transformación comienza cuando ocurre un cambio de valores, y es eso lo que estamos viviendo.
De a poco, inclusive a los más ajenos a los conservadores, y a los nuevos ricos, deslumbrados con su escalada social, se van a dar cuenta que el lujo es otro.
¿Y bueno, qué significa lujo en esta era moderna contemporánea?
El nuevo lujo es tener salud, libertad, tiempo, tener espacio en este planeta desordenado, tener huertas orgánicas, abejas, animales libres, agua limpia, ríos y mares limpios, matas nativas y bosques preservados, biomas naturales.
¿Y quién puede darse ese lujo? ¿Y quién puede cuidarse la salud física, mental, emocional, psíquica y espiritual? ¿Quién puede tener la libertad de ser lo que es, sin preocuparse por la opinión de nadie? ¿Quién puede tener tiempo de hacer lo que le gusta y disfrutar de lo que hace?
El Lujo supremo es:
Tener tiempo de pensar, de dedicarse a observar la belleza de las cosas, de crear belleza en las cosas, de descubrir el mundo.
Tiempo de bailar solito, observar calmadamente una puesta del sol.
Cuidar de los animalitos abandonados y tener uno propio para cuidar.
Tiempo de cuidar el jardín y poder plantar muchos árboles, tomar un café al finalizar la tarde y leer un buen libro.
Tiempo de conocer, descubrir y amar a las personas. De poder hacer el amor con todo el tiempo del mundo. De despertar de buen humor y creer que es posible presenciar pequeños y grandes milagros.
El nuevo lujo, es tener paz de espíritu, conciencia tranquila, meditar y sentir aquella felicidad que nace dentro de uno, sin importar lo que suceda afuera.
El nuevo lujo es saber que para ser feliz, tenemos que dejar que todos puedan ser felices también.
No cargar el peso de malos sentimientos y pensamientos negativos, pero dejar que ellos pasen como pasan las nubes oscuras por el cielo.
El nuevo lujo es saber ser gentil con las personas que no conocemos, con los empleados, funcionarios, subalternos.
Respetar al otro independientemente de su posición social, raza, color, tendencia política o credo.
Respetar al ser humano que él es. El nuevo lujo es tratar de entender a quien piensa diferente, a quien nos parece extraño y saber que la violencia en ese espacio no tiene cabida.
El nuevo lujo es admitir nuestra debilidad, perdonar nuestros errores y aceptar de forma afable nuestros defectos.
Saber que nuestro encanto es esa mezcla de todo. Muchas veces confusa y desordenada, pero siempre tratando de ir por el buen camino, el del bien.
Todos tenemos fallas, todos hacemos tonterías, decimos cosas que no queríamos haber dicho, debemos saber pedir perdón…, es siempre liberador.
Una de las conquistas de ese nuevo lujo es esa plenitud.
El nuevo lujo es experimentar, vivenciar, aprender. El nuevo lujo es conocimiento.
Una visión abrazadora sobre el nuevo mundo en que vivimos, en nuestro paso fugaz por este hermoso planeta azul.
Entonces, la búsqueda es SER FELIZ.
El nuevo LUJO NO ES TENER, y sí ES SER.
 
* Autoría desconocida, gracias al autor de tan bellas reflexiones
SAGITARIO: El arquero

SAGITARIO: El arquero

 «Veo la meta, alcanzo esa meta y luego veo otra».

Sagitario, el arquero, alinea el arco de su cuerpo físico y somete la cuerda de sus emociones a la correcta tensión, para dar a la flecha de la mente iluminada la dirección que el alma le señala.

 El sendero de la evolución representa una tendencia irreversible hacia una integridad mayor. El arquero descubre el blanco cuando sabe que lo que ve en el centro de su objetivo es una proyección de lo que hay en su  propio corazón.  Enciende la llama de la ardiente aspiración, se nutre con los más nobles ideales, emprende el camino y,  a cada paso, intuición e inspiración le permiten mantener la dirección.

En el sendero de la vida  tenemos una meta:  realizar nuestro potencial y compartir nuestra realización. Al realizarnos, la visión de una más amplia perspectiva nos señala que ninguna meta es un final.  Cada vez que se alcanza la meta, un  nuevo horizonte nos revela que hay otra realidad por conquistar.

Sagitario es un signo de fuego.  Y ese fuego interno,  simboliza  la unidad del calor trasmutador del amor y la luz disipativa  de  la inteligencia. De esa prodigiosa aleación de amor  e inteligencia emerge la intuición. El caballo  blanco  en sagitario simboliza la fuerza pura y serena de las emociones controladas por el arquero, una faceta del noble caballero que conoce los secretos del sendero para la conquista de sí mismo.  Su  meta es la  realidad,  el santo grial, ese cáliz del amor incondicional que guía arqueros, caballeros y buscadores con todos sus nombres  y oficios  por la senda sagrada del servicio.

En sagitario, mas que en otros signos del  zodíaco, es aparente la acción del fuego que disipa la niebla de la confusión,  y  permite contemplar en la distancia la perspectiva luminosa de una nueva cima. Ese mismo fuego que da claridad produce adentro el calor de una devoción que asciende a través de la consagración a una causa.

¿Qué sería de nosotros todos si perdiéramos el sentido de vivir y cayéramos en el vacío existencial del pesimismo? ¿Qué sentido tiene nuestra vida sin esa genuina devoción que se aviva con el fuego de la ardiente aspiración?

La realización es un proceso continuo en el que éxito y la felicidad son el resultado de  la consagración a una causa a la que entregamos lo mejor de nosotros mismos

¿Qué sería del ser humano que al conquistar una meta no vislumbra nuevos objetivos?

Es cierto que uno aspira a ser un profesional y cuando lo logra se da cuenta que  sólo ha dado el  primer paso en una jornada  mucho más significativa que la de obtener el título.  El médico sabe que la meta de la graduación  es el primer paso al desafío mayor de servir plenamente desde su profesión. Papá y mamá conocen que no lo son sólo cuando tienen a sus hijos y que ejercer ese rol exigente del amor implica que el nacimiento  sea sólo un punto de partida hacia un proceso de metas y caminos sucesivos, que no culminan ni siquiera con los hijos de los hijos.

Podríamos tener la ilusión de llegar sin reconocer un nuevo rumbo.  Que hay metas reservadas para el final de la vida, cuando la vida misma es un proceso de renovación permanente. Durante la luna de sagitario tenemos la oportunidad de acceder a los nuevos enfoques que permiten el ascenso a esa posición del observador en la que es posible percibir que en el viaje de la conciencia cada meta es un comienzo.

El destino de la humanidad y las naciones no tendría sentido sin la visión de grandes pioneros, esos visionarios soñadores que intuyeron, visualizaron y lanzaron la flecha de su mente iluminada  más allá de los territorios  conocidos.

Sagitario brinda la oportunidad para emprender un nuevo rumbo, para dar un sentido más profundo a la vida. Para  vislumbrar en el horizonte nuevas perspectivas.  Es el signo del fuego transmutador que permite al buscador ir en una nueva dirección con la fuerza noble y serena del idealismo y la guía iluminada de la intuición.

Cada meta en sagitario es una atalaya para contemplar  la vida desde una nueva visión.  Cada uno de los destinos de este incesante viajero que llevamos adentro es sólo el primer paso en una nueva jornada del sendero. En Sagitario el intelecto iluminado por el sentido de dirección  y  fortalecido por el fuego interno de los más nobles ideales  puede acceder a la visión global y penetrante de la mente superior.

Como humanidad que somos, unidos a ese proyecto planetario en que lo mejor de la naturaleza asciende y eleva su conciencia a través del ser humano, nos podemos proponer en sagitario elevarnos desde las ideologías, la religiosidad y el fanatismo que tanto nos han separado de los otros y  de nosotros mismos, para acceder a esos niveles de la conciencia en los  que, más allá de inquisiciones dogmáticas y cientifismos, rescatemos un arte de vivir pleno de claridad y propósito, de intuición, idealismo y sentido de servicio

Jorge Carvajal Posada

 

TONGLEN: LA ALQUIMIA DE LA COMPASIÓN

TONGLEN: LA ALQUIMIA DE LA COMPASIÓN

En uno mismo se encuentra todo el mundo

y si sabes como mirar y aprender,

la puerta está ahí y la llave esta en tus manos.

Nadie en la tierra puede darte

ni la puerta ni la llave para abrirla.

Salvo tú mismo.

                                                                                                   Jiddu Khrisnamurti

La compasión es la capacidad que tenemos los humanos de percibir el sufrimiento de otros, compenetrarnos con su dolor y desear que sea aliviado. Por el contrario, un corazón cerrado hace que mas fácilmente entremos en la violencia, el egoísmo y todas las actitudes que actualmente tienen a la humanidad y a la tierra al borde de una catástrofe de proporciones ilimitadas.

A donde miremos, encontraremos un grupo humano, un lugar, una especie que necesita de nuestra compasión. La tierra misma sufre por la ambición de unos pocos y la falta de equidad, y los efectos son devastadores.

La humanidad y la Tierra necesitan que todos podamos desarrollar la compasión, que abramos nuestro corazón y nos unamos para ayudarnos los unos a los otros en vez de competir por tener más.

DESCRIPCIÓN:

La meditación Tonglen ( significa literalmente “tomar y dar”) es una práctica del budismo tibetano que nos enseña primero a tener compasión con nosotros mismos y luego hacia los demás, y nos muestra que lo que nos une a las personas es mucho más que lo que nos diferencia; cuando podemos reconocer en el dolor del otro nuestro propio dolor, y lo tomamos para hacernos cargo de él y transformarlo, estamos no sólo sanándonos a nosotros mismos sino ayudando a todos aquellos que pasan por la misma situación.

La empatía significa aprender a “ponernos en los zapatos del otro”, situación que muchas veces rehuimos porque no queremos sentir nuestro propio dolor y el otro nos recuerda que somos vulnerables. En un mundo que en general nos ha enseñado a evitar la incomodidad y el dolor, ésta meditación nos dice que cuando somos capaces de hacer el ejercicio mental de “tomar” el sufrimiento del otro, transformarlo y purificarlo en nuestro interior y “dar” de vuelta luz, felicidad y todo lo bueno que podamos imaginar para que el otro esté bien, no sólo vamos a ayudar sino que también nos beneficiamos de la “expansión” de nuestro propio corazón.

“El Tonglen revierte la lógica usual de evitar el sufrimiento  y buscar el placer; en el proceso, nos liberamos de una prisión muy antigua de egoísmo. Comenzamos a sentir amor por nosotros mismos y por otros y también comenzamos a ocuparnos de nosotros y de otros. Despierta nuestra compasión y también nos introduce a una visión más amplia de la realidad”, Pema Chödrön (1).

En palabras del Dalai Lama “Ya sea que esta meditación realmente ayude a los demás o no, de cualquier manera me da paz mental. Así puedo ser más efectivo, entonces el beneficio es enorme».

El maestro de meditación Reginald Ray explica la base del tonglen en su “Secret of the Vajra World: the Tantric Buddhism of Tibet”:

El practicante selecciona a una persona que esta sufriendo, a quien él o ella quiera ayudar. Uno entonces utiliza la inhalación y la exhalación como medios contemplativos: en la inhalación se visualiza el sufrimiento del otro que llega a uno; y en la exhalación uno visualiza toda la bondad que uno posee saliendo para aliviar al otro… esta práctica disuelve la aparente dualidad del sí mismo y del otro, y la resistencia que todos sentimos de tomar el estado de otra persona verdaderamente en nuestro corazón… ”. (2)

 La compasión comienza por nosotros mismos cuando somos capaces de mirar nuestro propio dolor y nuestro sufrimiento; si escapamos de él, vuelve a aparecer más fuerte y nos va a llevar a escaparnos del dolor de los demás, pero si tomamos la responsabilidad de encontrar las raíces, lo resolveremos, así podremos también acompañar a otros a resolver el suyo.

BENEFICIOS:

  • Aprendemos a saber qué hacer en las situaciones más difíciles de la vida, donde nos enfrentamos a la enfermedad, la muerte o las circunstancias que no podemos cambiar de nuestra vida y de la de otros. Nos entrenamos para abrirnos a aquello que nos asusta tanto, que llega a paralizarnos.
  • Aprendemos a conectar de manera viva con el dolor y a abrir el corazón para que quepa tanto el sufrimiento como lo que lo alivia: el amor, la generosidad, la empatía, la ecuanimidad y la confianza en nosotros mismos y en el potencial benéfico de los seres humanos. Al final, el dolor se va y todo lo bueno es lo que amplía nuestro corazón y se queda dentro de nosotros.
  • Cambiar el habito de distraer el dolor, fortalecer la determinación de salir del sufrimiento.
  • Mirarnos en el otro y reconocer que él o ella ha sufrido también, nos permite sanar, compartir el sufrimiento: “no eres el único, hay otros que han pasado o están pasando por esto”, Venerable Damcho. (3)
  • Aprendemos a enfrentar los problemas con ecuanimidad, con calma, para poder ver dónde hay la oportunidad de cambiar la dinámica del sufrimiento.
  • Nos permite estar ahí para el otro, aunque no podamos hacer nada para evitar su sufrimiento, lo podemos acompañar desde la serenidad de nuestra compasión.
  • Activa la empatía, abre el corazón al amor y favorece el altruismo.
  • Favorece la disolución del ego al comprender que no estamos solos y nos ayuda a ver que la única manera en que el mundo del egocentrismo va a cambiar es cambiando el paradigma de la acumulación por el de compartir.

PRACTICA:

Se recomienda primero entrar en un estado meditativo; puede hacerse esto contando la respiración o atendiendo a las sensaciones de la respiración por un rato y luego iniciar el tonglen, idealmente primero con una persona a la que le tengamos afecto, para que la práctica sea sincera y podamos producir la sustancia mental de la compasión (karuna, en sánscrito; thugs rje, en tibetano), la cual es una especie de energía o resonancia universal, según el budismo tibetano.

Una vez que hemos hecho surgir el estado genuino de amor/compasión podemos aplicarlo a todas las personas, incluso a las que hemos considerado como nuestros enemigos y al mundo en general.

Se recomienda también comenzar la práctica por uno mismo, enfocándose en un síntoma o algo que nos cause dolor; luego pensamos en todas las personas que en éste mismo momento están sufriendo igual que nosotros, imaginamos que tomamos todo el sufrimiento dentro nuestro y que lo transformamos para que sea aliviado.

Esto no es una forma de masoquismo, sino una forma de alquimia de la compasión basada en la vacuidad, en la ausencia de un yo inherente que sufre. Los resultados son fáciles de ver porque al enfocarnos en el sufrimiento de los demás dejamos de atender a nuestro propio sufrimiento. Se dice que una de las prácticas principales de los lamas tibetanos cuando están seriamente enfermos es el tonglen. Así que no hay que desestimar esta práctica, que es sumamente poderosa y bondadosa”.  (4)

En lugar de tratar de rechazar lo que nos parece indeseable y atraer lo que consideramos benéfico, empezamos a aplicar la lógica de este entrenamiento consciente –que va completamente contra la corriente–, inhalando todo lo negativo, dejando que se disipe en la luminosidad brillante en nuestro interior, y exhalando todo lo positivo hacia el mundo, hacia los otros y hacia las partes cerradas y dolidas de nosotros mismos.

  • Es ideal tomar una postura recta, “de árbol que inhala el dióxido de carbono y exhala oxígeno”, y por unos momentos, concentrarse en la respiración.
  • En el momento llamado de “apertura” o expansión, podemos utilizar una imagen que nos inspire como el cielo o el mar, que nos haga expandirnos.
  • Luego, en la segunda etapa, inhalamos, tomamos aire sintiendo la textura o sensación de la claustrofobia, la sensación de que estamos completamente atrapados. Después exhalamos con la textura o sensación de relajación, espaciosidad o el simplemente “dejar ir”.
  • Como tradicionalmente se enseña, podemos estar con los ojos abiertos o cerrados: Inhalamos con una sensación de pesadez, calor y oscuridad. Exhalamos con una sensación de frescura, alegría, calma y ligereza. Repetimos lo anterior. Podemos inhalar visualizando y sintiendo que nuestro corazón se hace muy grande, como dando la bienvenida a aquello que estemos tomando (dolor, angustia, sufrimiento, etc), dándole espacio para que pueda entrar cómodamente; después exhalamos irradiando, enviando (alegría, paz, felicidad, etc).
  • Luego nos imaginamos enfrente nuestro a la persona que está sufriendo, y visualizamos como podemos inhalar todo su sufrimiento como si fuera una nube oscura que se disuelve en la bondad luminosa de nuestro corazón. “Deseo que ese sufrimiento ya no exista más y lo miro con amor”
  • Enviamos a la otra persona todo lo positivo que tenemos dentro, que salga del corazón en forma de rayos de luz blanca que lo abrazan o lo envuelven, dándole todo lo que necesita para ser feliz, o para superar su dolor.
  • Si estamos mirando un dolor que es nuestro, simplemente observamos la experiencia, el sentimiento, lo reconocemos; hacemos visible la tristeza, la rabia, la decepción, la culpa, el dolor físico y reconocemos que en este momento hay alguien en el planeta experimentando lo mismo. Al darnos cuenta que compartimos la experiencia (lo único diferente es que cada uno esta mirando lo suyo) reconocemos la realidad de que somos uno solo, que no existe el yo, e inhalamos por todas las personas que están atrapadas en la misma emoción que estamos teniendo nosotros y les enviamos alivio.Tal vez no podamos identificar qué es lo que estamos sintiendo, aún así, podemos sentirlo, tal vez como una opresión en el estómago, un dolor en el pecho, una oscuridad muy densa o lo que sea. Sólo tenemos que entrar en contacto con lo que estamos sintiendo e inhalar, tomar aire por todos aquellos que están sintiendo eso – incluyéndonos nosotros mismos – y enviar alivio para nosotros y todos los demás.

 

NOTA DE LA AUTORA:

He recibido personalmente los beneficios de ésta meditación, especialmente en las ocasiones en que he permitido que un sentimiento de genuina compasión llene ese espacio sagrado del corazón que antes ocupaba el dolor personal o el de otros. Como sucede cuando oramos por alguien que sufre, esa meditación nos invita a desear lo mejor para otros y nos ayuda a abrir el corazón para sanarnos.

Una vez se conoce, su práctica es sencilla y puede convertirse en una rutina, con beneficios ilimitados.

Esta es una invitación a emprender el camino para convertirnos en el ser humano compasivo que todos necesitamos!

 

Marcela Salazar González

REFERENCIAS

  1. Chödrön, Pema, https://shambhala.cl/2010/02/28/la-practica-de-tonglen-por-pema-chodron/
  2. Ray, Reginald. Secret of the Vajra World: the Tantric Buddhism of Tibet
  3. Monja budista Venerable Damcho, Video Youtube, https://www.youtube.com/watch?v=LPl3QS8jI7I
  4. Pijama Surf, https://pijamasurf.com/2017/06/aprende_a_practicar_tonglen_la_meditacion_budista_de_la_compasion/
  5. Chödrön, Pema . La práctica de Tonglen, http://www.laboratoriodelafelicidad.com/wp-content/uploads/2017/05/La-práctica-del-Tonglen-Pema-Chodron.pdf

 

 

Translate »